Cómo confrontar algo sin reventar en llanto

Cómo confrontar algo sin reventar en llanto

La vida trae consigo situaciones duras, pero tú puedes con ello. Descubre cómo confrontar algo sin reventar en llanto.

No puedes vivir sin llegar a tener una confrontación en tu vida. Hay veces en las que el drama se presenta o puede que tú necesites enfrentar  algo por tu salud y felicidad propia. De cualquier manera, puede ser difícil discutir sin terminar llorando; por esa razón es bueno que consideres los siguientes tips:

  1. No te salgas del tema: En caso de discutir con tu novio habla sobre lo que te molesta en ese instante, no saques algo que hizo hace mucho y que en algún tiempo perdonaste. El pensar en otras cosas te distrae del verdadero problema y solo traes muchas emociones que no necesitas en ese instante.
  2. No lo tomes personal: Un regaño en la oficina o una mala calificación no son exactamente el odio materializado de una persona hacia ti, si no hiciste nada malo puedes arreglarlo, de lo contrario analiza tu situación y verifica si existe un error de tu parte.
  3. Recuerda que puedes llorar después: Llorar no es malo, solo que a la hora de estar hablando con alguien resulta embarazoso. Trata de retener esas lágrimas y saca todo cuando te encuentres a solas.
  4. Mantén una buena postura: Así como sonreír le hace creer a tu cerebro que estás feliz, pararte recta te ayuda a crear más confianza en ti misma y a presentarte de esa manera ante otros.
  5. Practica lo que quieres decir con anticipación: Piensa en las posibles respuestas que te puede dar la otra persona y trabaja con eso.
  6. Habla en privado: Te sentirás más cómoda con tus emociones si no sientes que una audiencia vigila cada una de tus palabras.
  7. Abandona la conversación: Si la persona con la que discutes se pone abusiva tienes todo el derecho de salir de ahí, incluso si la otra persona sigue hablando. Tomar el abuso de otra persona no es aceptable no importa qué.

Desafortunadamente las confrontaciones son parte de la vida, por eso debes prepararte de la mejor manera posible. Esperamos que estos consejos sean de ayuda.